El aprender a tocar un instrumento contribuye en la formación de nuestro carácter ya que desarrolla en nosotros habilidades como: la autodisciplina, el autocontrol, la creatividad y la perseverancia.  Y estas cualidades nos ayudan a mejorar en nuestra destreza para aprender cualquier otra área del conocimiento.  Es así como algunos estudios han demostrado que el estudiar música desde la niñez desarrolla las capacidades del cerebro a un nivel más alto y promueve la inteligencia de los niños en áreas como las matemáticas, lenguaje, deportes, etc.

En TEDMA enseñamos tanto las técnicas como las bases teóricas que contribuyen para la formación integral musical.  La edad mínima para empezar con un niño clases de violín o clases de piano es a los 4 años,  aunque niños menores son bienvenidos a nuestras clases de  Iniciación Musical  y para bebés (los mas peques) tenemos clases Iniciación Musical, ambas son clases preparatorias para tomar un instrumento.

En la Escuela de Música TEDMA, usamos la Metodología Suzuki para enseñar, ya que es natural, fácil de seguir y no requiere de conocimientos previos de música.  El método Suzuki o método de la “Lengua Materna” difiere en muchos aspectos de los métodos tradicionales para aprender música, uno de los principios del método Suzuki se basa en seguir el mismo proceso con que  los niños aprenden su lengua materna, es decir, se entrena el oído primero y después la lectura de los símbolos musicales, de la misma manera como un niño primero aprende a hablar con fluidez el idioma de sus padres y después aprende a leer y escribir, así es como a través del Método Suzuki primero enseñamos a tocar con fluidez afinado el oído musical y así poner las bases a través de que el alumno domine una técnica sólida antes de introducir la teoría, la lectura y el análisis musical, complementando así la enseñanza y haciendo que el aprendizaje de la música sea un proceso natural y progresivo, en vez de algo abstracto y difícil de entender.

El sistema que usa la Academia de Música TEDMA incluye un esquema de clase individual – grupal.  En la clase tratamos de dar una enseñanza personalizada de cada alumno según lo requiera avance a su propio ritmo.  También en la clase lo acompañan un máximo de seis a ocho alumnos de edades o niveles similares para trabajar aspectos musicales como: la teroria musical, el tocar en grupo, el seguir a un director, y juegos didácticos que refuerzan sus conocimientos tanto del instrumento como de la teoria musical.

En el caso de alumnos avanzados o que ya toquen algún instrumento y deseen perfeccionarlo, el Conservatorio de Música TEDMA dispone de un programa de clases individuales donde se trabajará con el material y de acuerdo al nivel que el alumno requiera de una manera personalizada.


Para conocer más sobre cada instrumento, le sugerimos ver los siguientes enlaces: Aprender a tocar Guitarra, Clases de Piano, Clases de Violín, Clases de Violonchelo.